¿Por qué y para qué capacitar?

La capacitación se ha convertido en una herramienta fundamental para apoyar las estrategias de las organizaciones. La capacitación debería ser el reflejo de tales estrategias.

Desde una perspectiva sistémica, la capacitación responde a las características de un subsistema dentro de las organizaciones. En tal perspectiva, la capacitación es un proceso abierto, en cambio permanente debido a la influencia de los restantes componentes de la organización.

Con esta concepción el Centro de Capacitación de la UNT se alimenta de los aportes que proceden de los otros subsistemas quienes nos brindan información sobre los siguientes aspectos estratégicos, de consideración prioritaria al momento de planificar la capacitación:

  • Los planes, programas, proyectos y procesos que desarrollan las líneas estratégicas de la organización.
  • Las nuevas tecnologías de próxima implantación.
  • Los cambios culturales que pretendan instalarse desde la conducción de la organización.
  • El clima laboral.
  • Las previsiones de cambios cualitativos y cuantitativos en el personal.
  • La promoción y los planes de carrera.

Nuestro Objetivo es capacitar haciendo foco en las necesidades institucionales y del puesto de trabajo.